Independiente venció a Fortaleza con lo justo en Avellaneda


En un clima complicado por la derrota en el clásico, el Rojo no pudo hacer la diferencia y venció 1-0 al equipo brasileño.

Los jugadores de Independiente sabían que el clima para debutar en la Copa Sudamericana estaba lejos de ser el ideal, cuatro días después de la derrota en el clásico ante Racing con dos jugadores más durante un tiempo. Si bien el repudio no fue unánime, buena parte del Libertadores de América hizo saber su descontento y la victoria 1-0 ante Fortaleza, en la ida de primera fase, no alcanzó para calmar el ambiente.


Desde el inicio, el Rojo intentó imponer condiciones, pero cada contragolpe era un puñal y Fortaleza  con un planteo valiente y sabiendo sus limitaciones, puso en apuros varias veces a Martín Campaña, sobre todo por la pasividad de la defensa. A medida que corrían los minutos y el gol no llegaba, la paciencia se esfumaba y daba lugar a los silbidos, que tuvieron su punto de inflexión con la infantil roja a Juan Sánchez Miño , más allá de que Juan Quintero corrió la misma suerte en el conjunto brasileño.

El desahogo llegó por obra del futbolista más resistido, Leandro Fernández, que capitalizó un buen avance y remató seco de zurda para abrir el marcador. Pudo aumentar el marcador con un cabezazo que Braian Martínez desvió solo de cara al arco, aunque casi se complica en la enésima pelota a espaldas de Nahuel Bustos y Alan Franco, que insólitamente Romarinho despejó cuando debía empujarla.

Independiente ganó, sin demasiado más que agregar. Con una ventaja mínima que deberá defender en Brasil, partido en el cual deberá cambiar mucho y, sobre todo, sacarse la mochila de uno de los golpes más dolorosos de los últimos tiempos.

Foto: Getty Images.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.