El Bayern Múnich no dio lugar a las especulaciones y se quedó, nuevamente, con la Bundesliga.

Por la trigésima segunda jornada, derrotó como visitante al Werder Bremen por 1-0 y se consagró campeón de la máxima categoría alemana por octavo año consecutivo. Con la victoria, el Bayern Múnich confirmó su hegemonía en la Bundesliga, al consolidarse como el máximo ganador de la competición con 30 vueltas olímpicas22 más que su principal perseguidor Borussia Dortmund, que acumula 8.

El gol del campeonato lo marcó, como no podía ser de otra manera, Robert Lewandowski, cuando se terminaba la etapa inicial.

De esta forma, el club muniqués se convirtió en el primer campeón post-pandemia.