El argentino Andreozzi avanzó a los octavos de final del Challenger estadounidense de Cary

El argentino Guido Andreozzi avanzó hoy a los octavos de final del Challenger de tenis de Cary, en Carolina del Norte, en los Estados Unidos, al superar al francés Jaimee Floyd Angele por 6-2 y 6-2, mientras que su compatriota Juan Pablo Ficovich se presentaba más tarde ante el jugador local Tennys Sandgren, en ambos partidos por la ronda inicial del certamen.

Andreozzi, nacido en Capital Federal y ubicado en el puesto 228 del ranking mundial de la ATP, derrotó al francés Angele (658), surgido de la clasificación, tras 1 hora y 26 minutos de contienda.

Andreozzi, de 32 años y surgido del Club Harrod’s en el barrio porteño de Belgrano, jugará su siguiente partido ante el local Christian Harrison (821), quien ayer eliminó a su compatriota Aidan Mayo (413) tras vencerlo por 4-6, 6-4 y 6-2.

Ficovich (256), oriundo de la ciudad bonaerense de Berazategui hace 24 años, se medía más tarde ante el estadounidense Sandgren (196) y, si lo pasa, le tocará luego el británico William Jansen (1049) o el tenista local Thai Son Kwiatkowski (464).

El Challenger de Cary, en Carolina del Norte, en los Estados Unidos, se desarrolla sobre superficie rápida, repartirá un total de premios por 80.000 dólares.

Los tenistas argentinos conquistaron este año 14 torneos de la categoría Challenger, la que le sigue en importancia a los ATP.

Facundo Díaz Acosta se consagró campeón en Savannah, Estados Unidos, en Oeiras, Portugal, y en Milán, Italia; Juan Manuel Cerúndolo alzó el trofeo dos veces, ambas en las instalaciones del Club Náutico Hacoaj, en Tigre, mientras que Mariano Navone también festejó por duplicado, en Poznan, Polonia, y en Santa Fe, Argentina.

El marplatense Francisco Comesaña también ganó dos títulos, en Vicenza, Italia, y Liberec, República Checa.

Los otros cinco títulos fueron de Andrea Collarini en Piracicaba, en San Pablo, Brasil; Federico Coria en Concepción, Chile; Thiago Agustín Tirante en Morelos, México; Federico Delbonis en Cali, Colombia, y el de Genaro Alberto Olivieri en Santo Domingo, República Dominicana.

Con información de Télam

Similar Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *