HomeFútbolUn exjugador contó secretos del vestuario de Boca: "Muy malo"

Un exjugador contó secretos del vestuario de Boca: "Muy malo"

Hace un tiempo, Claudio “Bichi” Borghi había dicho que estar en Boca es como hacer el amor con la venta abierta, que no existe intimidad. Son innumerables los casos de jugadores que, luego de pasar por el club, dieran detalles de las internas en el plantel y sus consecuencias. El que volvió a abrir las puertas de un lugar sagrado como el vestuario, esta vez, es el exdefensor brasileño Luis Alberto, que confesó que el ambiente no era bueno durante su paso en 2010.

Luis Alberto Da Silva no tuvo una feliz experiencia en el “Xeneinze” y tampoco es recordado con alegría por los hinchas. En aquel tiempo, el club padecía cambios de entrenadores y, sobre todo, las diferencias entre los máximos ídolos Juan Román Riquelme y Martín Palermo. En diálogo con Infobae, el exjugador de la Real Sociedad de España, contó cómo fueron aquellos cuatro meses en la institución: “No hubo un buen clima y se notaban las diferencias que había entre Román y Palermo, que eran dos estrellas con un ego muy grande dentro de Boca. Eso no ayudaba y no era bueno, principalmente para los chicos de la cantera que subían a Primera. Por eso no rendíamos, porque esas diferencias no le hacían bien al equipo, más allá de que en el campo de juego dejaban de lado sus problemas personales. El clima fue muy malo en todos los sentidos”.

Otro de los temas que tocó y describió el jugador que disputó con la camiseta “azul y oro” 7 partidos, fue el momento al que llegó al club: “Arribé el 2 de febrero de 2010, en condición de libre, luego de mi paso por Fluminense. Cuando llegué, estaba Abel Alves como entrenador, que era el técnico de la Reserva y tras la salida de Alfio Basile lo subieron a Primera. El Chueco me dijo que quería contar conmigo y verme jugar. Pero me apuró, porque a los 10 días me puso frente a Estudiantes de La Plata”.

También se refirió a su experiencia personal con sus compañeros del plantel, de los que no tiene buenos recuerdos, salvo con el “10”: “La aceptación de mis compañeros no era buena, estaba siempre solo. En el vestuario, estaba aislado. Después del entrenamiento, me bañaba y volvía casa”, comentó y luego añadió: “A Román le gustaba ir comer choripanes a una parrilla pegada a La Bombonera, había días en los que me invitaba e iba junto a sus amigos del plantel. Él llegaba a la parrilla y se ponía a cocinar los choripanes y hacía el asado, ja”.

Jorge Amor Ameal fue otro de los que recibió duras críticas del oriundo de Río de Janeiro: La dirigencia encabezada por Ameal, actual presidente, manejaba mal el club. Encima, había muchos cambios de entrenadores. Me quedé durante cuatro meses y me fui. En ese tiempo, Boca tuvo tres directores técnicos y es muy difícil atravesar esa situación, debés adaptarte todo el tiempo”. Luis Alberto, además de su paso por el “Xeneize”, jugó en Flamengo, Saint-Étienne, Inter de Porto Alegre, Atlético Mineiro, Santos, Fluminense y Duque de Caxias, donde se retiró en 2011.

NOTICIAS RELACIONADAS

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

ÚLTIMAS NOTICIAS